Para no desaparecer, muchas empresas e instituciones han tenido que reinventarse y usar las nuevas tecnologías como una herramienta más de trabajo. Y en este ámbito, las bibliotecas se han visto afectadas.

Con portales de búsqueda de información en Internet y la popularización de los libros digitales, este centro de conocimiento algunos podrían considerar que son almacenes modernos de libros. Sin embargo, las tecnologías de la información y de la comunicación han introducido cambios tan significativos que las bibliotecas no han podido permanecer ajenas a ellos.

La historia de las bibliotecas han demostrado cómo la tecnología disponible en cada época influye en la forma en la que se llevan a cabo los trabajos técnicos y servicio que ofrecen a sus usuarios.

Se podría decir que la transformación más importante es el cambio de concepto de biblioteca como una colección local ubicada en un depósito físico, ha sido sustituida por la idea de un servicio capaz de suministrar todo tipo de recursos de información. Por ende, para facilitar ese uso de información, la biblioteca se organiza como sistema y emplea la tecnología para hacer las mismas cosas pero de una manera rápida y cómoda.

La tecnología en las bibliotecas

El acceso a internet supone un mundo caótico lleno de información, donde el papel del bibliotecario cobra mayor relevancia. Son muchas las estrategias que los bibliotecarios han desarrollado para catalogar, administrar y suministrar la cantidad de información disponible.

La automatización de las bibliotecas es un proceso que ha producido profundos cambios en el mundo bibliotecario, principalmente en la evolución tecnológica y en la actividad del personal. (Herrera Morillas, José Luis)

Hoy en día, las bibliotecas ya no cuentan solo con materiales impresos. El medio electrónico ha construido un soporte de transmisión de conocimientos tanto científicos como humanísticos.

Una biblioteca digital no es una simple colección de documentos digitalizados que se consulten mediante un catálogo en línea, sino es un espacio de investigación capaz de generar conocimiento.

La biblioteca digital no busca “copiar” la readlidad de una física, sino que ofrecen los mismos servicios mediante el empleo de herramientas tecnológicas que facilitan el almacenamiento, la búsqueda y recuperación electrónica.

Las bibliotecas de hoy

Las bibliotecas son entidades que se adaptan a los cambios tecnológicos y sociales. Buscan orientar, ayudar y apoyar a sus usuarios en el proceso de acceso a información y contenido sin importar el formato en el que se encuentren.

Gracias a la introducción de nuevas tecnologías en el ámbito bibliotecario se han modificado procesos de operación, todo esto debido al desarrollo de nuevos métodos para la creación, acceso y métodos de organizar los diferentes materiales de una biblioteca.

De igual forma, han hecho posible que los usuarios de las bibliotecas puedan acceder a los servicios desde fuera de la biblioteca, es decir que desde sus propias computadoras y smartphones pueden obtener información las 24/7.